Información

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información.
Ir al contenido principal

Consejos para tu primera tarjeta de crédito

Conoce los puntos clave para utilizar tu primera tarjeta de crédito y empieza a sacarle provecho a esta herramienta financiera.

Una tarjeta de crédito representa un gran compromiso, especialmente si es la primera vez que vas a utilizarla, pero no hay que alarmarse, solo es cuestión de comprender cómo funciona y cuáles son los beneficios que te puede dar.

Para utilizar de la mejor manera tu primera tarjeta de crédito, te mencionamos algunos consejos que sin duda serán esenciales para hacer de esta herramienta tu gran aliada.

Tu primera tarjeta de crédito: puntos clave

Lo primero que deberás tener siempre presente es que una tarjeta de crédito no es dinero extra, se trata de una herramienta para poder financiar tus hábitos de consumo, como la compra de ciertos productos o servicios en establecimientos que permitan esta forma de pago.

Es fundamental que antes de haber solicitado tu primera tarjeta de crédito te dieras la oportunidad de conocer todos los beneficios que esta te brinda, y no se trata del límite de crédito, sino de los descuentos, promociones, meses sin intereses, alianzas con ciertos comercios dependiendo del banco, facilidad de compra por Internet, seguridad personal al no cargar en todo momento con efectivo y los diferentes seguros, como de compra o viajes, entre otros.  Cada uno de estos beneficios debe adaptarse a tus hábitos de consumo y así puedas tener un mayor control sobre tus compras, decidiendo si te conviene utilizarla o no.

También debes informarte de las comisiones y anualidades que te cobra tu primera tarjeta de crédito. Por lo general, lo bancos otorgan las tarjetas Básicas (sin anualidad, pero con muy pocos beneficios) o Clásicas (con anualidad, pero con grandes beneficios), tomando en cuenta tu nivel de ingresos y tu historial crediticio. Está en ti decidir qué tarjeta es mejor de acuerdo con tus necesidades y capacidad de pago.

¿Cómo funciona el financiamiento?

Los bancos manejan el financiamiento de las tarjetas de crédito de forma mensual, esto quiere decir que el banco te asignará una fecha de corte (de término) donde se emitirá tu estado de cuenta mes con mes proporcionando un resumen de las compras que realizaste durante ese tiempo. 

Por ejemplo, si el banco determinó que tu fecha de corte sería los días 15 de cada mes, entonces tu estado de cuenta reflejará tus consumos del 16 al 15 del mes en curso.

Asimismo, el banco te brinda una fecha de pago para cubrir el saldo total a deber, la cual solo tiene una diferencia de 20 días a partir de la fecha de corte. Por ello, al emplear tu tarjeta el primer día después del corte te puede significar prácticamente 50 días de financiamiento gratuito y así administrar mejor tus finanzas para liquidar con mayor facilidad tu adeudo.

Un financiamiento sin intereses

Aunque el pago mínimo parezca una buena opción, puede que a la larga resulte contraproducente, ya que este pago refleja la cantidad mínima que deberás cubrir a fin de estar al corriente con tu crédito, sin embargo, lo que hace es generar intereses que pueden afectar su salud financiera.

Por esta razón, lo adecuado sería que liquidar la totalidad de tu deuda antes de la fecha límite de pago, así evitarás un aumento en tu deuda y, por ende, mantener tus finanzas sanas.

Al cubrir la totalidad de tus financiamientos, el CAT (Costo Anual Total) ya no representaría problema alguno para ti y hasta te pueden premiar por ser un "buen pagador" a través de mejores programas de recompensas o el aumento de tu línea de crédito.

Una tarjeta a la vez

No es conveniente que como primerizo manejes más de una tarjeta de crédito, esto puede repercutir en tu salud financiera, ya que deberás pagar los costos de anualidad por ambas y las comisiones de servicios correspondientes, las cuales pueden salirse de tu capacidad real de pago.

Además, tendrás que estar al pendiente de las fechas de corte y estados de cuenta de cada una, lo que posiblemente genere un poco de confusión. Con las tarjetas de crédito es mejor ir poco a poco ganando experiencia y práctica en la administración financiera.

Con estos consejos te será más fácil utilizar tu primera tarjeta de crédito para cumplir con tus metas financieras, solo necesitas aprender a gestionar tus consumos a favor de tus hábitos de compra y administrar tus finanzas para cubrir los pagos.

¿Qué quieres aprender?

  • Antes de tomar un préstamo considera las siguientes recomendaciones. Se puede pedir de forma digital y en sucursal.
  • Te mostramos cómo funciona una tarjeta de crédito y qué es la revolvencia.
  • Si quieres saber qué es el CAT o Costo Anual Total y cómo funciona en tu línea de crédito, este video te lo explica.