Información

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información.

Más información
buen mantenimiento del hogar

5 secretos para un buen mantenimiento del hogar

Cuidar de tu casa y evitar accidentes no es una tarea simple, de hecho, hay muchas pequeñas cosas que debes hacer para lograr el buen mantenimiento del hogar, sin embargo, es algo que vale la pena y la recompensa es grande. 
  • Cuida tu techo. Aunque a menudo se olvida, cuidar el techo, es una de las cosas más importantes que puedes hacer en el mantenimiento del hogar. Ya sea que vayas a limpiar las canaletas, arreglar una fuga o inspeccionar daños climáticos, es algo que debes hacer varias veces al año para evitar una reparación de la casa. Cuando llegues a la cima de tu hogar, ¡ten cuidado! Muchos techos son empinados y resbaladizos, lo que podría ser la ecuación perfecta para un desastre mayor. En cambio, puedes intentar llamar a algunos profesionales o especialistas en ese tipo de limpieza.
  • Limpia regularmente. En lugar de reservar un día a la semana para limpiar tu hogar, hagan un poco todos los días junto con la familia. Un día pueden limpiar los baños, al día siguiente pueden barrer y aspirar, entre otras labores. Una recomendación es que todos se tomen unos 15 minutos del día para limpiar, ya que de esta forma tu hogar estará mucho más limpio y será más agradable. Una o dos veces al año, deben reservar un día para hacer una limpieza profunda e intensa. Esta tarea será más fácil si están limpiando regularmente y ayudará al mantenimiento del hogar.
  • Revisa las tuberías. Verifica con frecuencia el sistema de plomería: echa un ojo a las tuberías, y asegúrate de que estén bien y que no tengan fugas. Una tubería con fugas podría costarte mucho dinero para reparar el daño de la inundación o lo que el agua puede provocar a las paredes, techos y cimientos e incluso algún desperfecto eléctrico. Además de ser costoso, consume mucho tiempo y es realmente molesto.
  • Limpia el refrigerador. Un refrigerador sucio puede hacer que tu cocina y, algunas veces, toda tu casa, huela a las sobras de comida del mes pasado. Revisa constantemente tu refrigerador para ver qué cosas deberías tirar a la basura. Antes de comprar el super (cada mes o cada 15 días), es recomendable hacer la limpieza. Verifica las fechas de vencimiento y limpia los estantes. Tu refrigerador tendrá un olor más agradable.
  • Tener un Seguro de Hogar con asistencias. Con este tipo de seguros, puedes resolver casi cualquier situación inesperada que tengas en casa, pues la idea es salvarte de los inconvenientes del hogar y en caso de que algo salga mal, te ofrecen la solución. Por ejemplo: si dejaste las llaves dentro y requieres un cerrajero, si estás haciendo una reparación de la casa, si necesitas un plomero de urgencia, o si hay un desperfecto eléctrico.
Hay tantas cosas pequeñas de las que tienes que preocuparte, pero si todos en la familia hacen su parte todos los días, no parecerá tan malo hacer ayudar en el mantenimiento del hogar y así evitar situaciones que signifiquen una reparación de la casa. Recuerda que al contratar un seguro de hogar que ayude en su cuidado, podrás disfrutar mejor de tu familia y amigos.