Información

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información.

Más información

¿Cómo rentar una casa de manera segura?

La ubicación o los metros cuadrados son sólo algunos factores por considerar cuando estás buscando un hogar para rentar, no obstante, la seguridad es lo que te permitirá vivir con mayor tranquilidad. Toma nota de cómo rentar una casa de manera segura.

Considerar ciertas precauciones antes de tomar la decisión de rentar un hogar, ayudará a evitar que seas víctima de un fraude y protegerás a tu familia y tus bienes materiales. 

Consejos para saber cómo rentar una casa de manera segura

Antes de firmar un contrato o dar un adelanto de la renta, es recomendable consultar lo siguiente para evitar problemas y estar conforme con lo que el inmueble ofrece.  

  1. Título de la propiedad. Este documento te permite saber quién es el dueño del inmueble para verificar su conformidad de rentar la vivienda. 
  2. Estatus legal. Es importante saber que el departamento o casa no tiene ningún conflicto legal, tal como un juicio o subarrendamiento. 
  3. Conocer a los propietarios. Conocer de manera física a lo dueños del inmueble es importante para evitar problemas legales. Procura tener contacto con ellos antes o durante la firma del contrato. 
  4. Condición física de la vivienda. Verifica las condiciones del inmueble, detecta si hay algún problema con la tubería, de humedad o cualquier otro aspecto que pudiera interferir en tu día a día. Además, de esta manera, podrás evitar pagar una reparación que no te corresponde. 

Una vez que revises lo anterior y decidas rentar la vivienda, es recomendable contar con un seguro de hogar para proteger tus bienes de algún accidente o robo.

¿Cómo funciona un seguro de hogar?

Un seguro de hogar no es sólo para quienes son propietarios de un inmueble, también es recomendable para quienes rentan, ya que lamentablemente, no están exentos de que sus pertenencias sufran algún percance. 

Los muebles, electrodomésticos, electrónicos, cosas de valor e incluso tu mascota pueden estar protegidos con un seguro de hogar ante cualquier accidente. Sus coberturas son:

  • Robo de bienes.
  • Daño a equipo electrónico.
  • Daños por desastres naturales.
  • Rotura de cristales.
  • Daños a terceros dentro del hogar.
  • Asistencia para mantenimiento.
  • Daños a causa de incendio.
  • E incluso protección para tu mascota.

¿Qué pasa si aseguro un inmueble rentado?

Esta es una de las dudas más comunes respecto a contratar un seguro de hogar. La razón es que muchas personas piensan que, asegurar un inmueble que no es suyo es una pérdida de dinero, sin embargo, es todo lo contrario.

Como lo mencionamos anteriormente, contratar un seguro de hogar no solo cubre los daños al inmueble, sino a las personas que ahí habitan y lo que tienes dentro. Sin embargo, también puedes contratar este seguro y elegir la protección únicamente para tus bienes y a daño a habitantes y terceros, sin asegurar directamente la estructura.

Si optas por esta opción, tú eliges el monto por el que asegurarás tus pertenencias, la protección va desde los 20 mil hasta los 400 mil pesos por robo, sin necesidad de avalúos. 

Sin duda alguna, el principal beneficio de un seguro de hogar es que resulta una gran inversión para proteger a las personas que más quieres y los bienes que, con tanto esfuerzo, has adquirido para tu hogar.

Te puede interesar