Información

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información.

Más información
mujer pidiendo un préstamo

¿Para qué me conviene pedir un préstamo?

Los préstamos son herramientas financieras verdaderamente útiles. Si alguna vez has considerado pedir un préstamo, seguramente ya conoces muchos de los beneficios. Sin embargo, por diferentes razones, algunas personas aún están temerosas de pedir un crédito personal o no tienen muy claro en qué casos conviene hacer uso de uno. 

Hay créditos pensados para distintos rubros, si buscas comprar o remodelar una casa, adquirir un auto o mejorar un emprendimiento. En el caso de un préstamo personal hay mayor flexibilidad y realmente lo puedes destinar a cualquier objetivo o pago que tengas, los requisitos son muy sencillos y puedes adquirirlo de forma inmediata en BBVA si cuentas con una oferta aprobada.

¿Qué es un préstamo personal?

Antes de solicitar cualquier tipo de crédito, es importante que conozcas bien el producto financiero, en este caso, debes saber qué es un préstamo personal, en qué puedes usarlo o por qué te conviene solicitar uno. 

Un crédito personal es un préstamo que otorga el banco de manera inmediata, el cual debe ser pagado por los usuarios en un plazo determinado, así como los intereses correspondientes. 

Este tipo de préstamos son ideales ya que, al recibir el dinero de manera inmediata puedes utilizarlo para diferentes cosas, cómo: 

  • Escuela: Puedes utilizarlo para cubrir pagos como colegiaturas, inscripciones, libros o también para hacer compras de material. Hay algunas escuelas que te ofrecen descuentos o beneficios por pagar colegiaturas por adelantado. 
  • Viajes: Seguramente más de una vez has visto alguna promoción de un viaje y te quedas con ganas de aprovecharla. Pues con un préstamo personal puedes aprovechar este tipo de promociones justo cuando lo necesitas. 
  • Compras: Hay algunas compras que son necesarias, otras que parecen ser un capricho, pero sea lo que sea puedes ocupar tu préstamo personal para hacer algunas compras que no tenías planeadas en tu presupuesto y aprovechar una buena oferta.
  • Gastos médicos. Si por alguna razón los gastos médicos se salen de lo planeado o de la cobertura del seguro que tengas, este tipo de préstamos son perfectos para cubrir alguna eventualidad. 

Un préstamo personal inmediato puede parecer la solución para esos gastos que de repente se salen del bolsillo. No tengas miedo de solicitarlo y acércate a BBVA para revisar si eres candidato. Incluso puedes contratar más de un préstamo personal, según tu capacidad de pago.