Información

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información.

Más información
¿Por qué es clave la motivación en el trabajo?

¿Por qué es clave la motivación en el trabajo?

Para tener una buena calidad de vida, alcanzar metas y ser exitoso en el mundo laboral, la motivación en el trabajo es fundamental.

Una gran parte del día la pasas en tus obligaciones profesionales, por lo que es indudable que incide considerablemente en tu calidad de vida. Por eso, la motivación en el trabajo se torna algo fundamental, tanto para cumplir tus metas laborales como para tener una buena vida. ¡Averigua aquí las razones!

Importancia de los desafíos y la motivación en el trabajo

Los desafíos impulsan la superación personal, resaltan tus virtudes y ayudan a confeccionar tu espíritu competitivo. Tener un trabajo que te parezca motivante provocará que quieras enfrentarte a nuevos escenarios y superarlos, desarrollando, entre otras cosas, la resiliencia y la perseverancia.

Esta visión en el aspecto profesional tiene diversos efectos, entre los que es posible destacar:

1. Alegría y felicidad

Estar motivado con el trabajo te entregará felicidad, ya que te mantendrá entretenido, positivo y concentrado, sintiéndote con nuevas ideas y con la visión de que las metas son alcanzables. Además, diversas investigaciones han indicado que un trabajador feliz es bastante más productivo. Esta sensación de alegría repercutirá positivamente dentro del mundo laboral, pero también tendrá consecuencias positivas para ti: la felicidad entrega múltiples beneficios para la salud mental y física, además de potenciar las buenas relaciones personales.

2. Más autoestima

Un trabajo motivante sube la autoestima, ya que podrás sentirte útil, productivo, líder y funcional. El amor propio y la estima personal es fundamental para la vida, ya que estabiliza las emociones, hace que obtengas mayores logros e incluso construye mejores relaciones personales; un trabajo en el cual sientes que aportas hace bien para tu calidad de vida.

3. Aprendizajes

Otra clave de tener un trabajo que te guste y te motive, es que aprovecharás más las oportunidades de aprender. Al estar enfocado laboralmente en algo que te gusta, prestas más atención y estás más receptivo a recibir y almacenar información nueva. Aprender es un proceso muy importante para crecer, tener una buena calidad de vida y éxito en el trabajo. 

4. Mejora tu ambiente laboral

Si te sientes feliz y motivado con lo que haces, podrás contagiar ese sentimiento de seguridad y entusiasmo a tus compañeros de trabajo, logrando mejorar tu ambiente laboral. El entusiasmo y la buena actitud se transmite de persona a persona, por lo que tener un empleo que te motive no solo te beneficia a ti, sino que a todo tu grupo laboral. Además, en entornos felices el compromiso laboral es más alto y los colaboradores son más productivos. 

5. Reconocimientos

Trabajar y contar con ingresos te permitirá manejar tu administración de finanzas personales, pero trabajar motivado te entregará aún más incentivos. Muchas empresas cuentan con sistemas de recompensas para quienes logren metas, traigan nuevas ideas y se comprometan con el equipo. Tener motivación podrá entregarte excelentes reconocimientos, tanto monetarios como de otro tipo, para seguir desafiándote.

¿Cómo lograr la motivación en el trabajo?

Ahora bien, ya conoces las razones y los beneficios de estar motivado con tu trabajo, pero ¿cómo lograrlo? Acá algunas sugerencias:

1. Visibilizar logros y feedback positivo

Tanto si lideras un equipo o si eres parte de uno, demostrar las metas alcanzadas o el camino avanzado, siempre es un incentivo para la motivación. Asimismo, el feedback, el reconocimiento al esfuerzo, centrarse en los puntos y las felicitaciones de parte de las jefaturas o compañeros, también ayudarán a mantener un ambiente animado y con ganas de alcanzar logros.

2. Evitar la sobredosis de exigencia

Aunque tengas un trabajo que te guste, si la exigencia laboral es más de lo que puedes soportar, podrías desanimarte. Por lo tanto, evita la sobrecarga de trabajo intentando mantener ordenadas las solicitudes y con reuniones de coordinación. Así el exceso de trabajo no opacará tu motivación y tus ganas iniciales.

3. Realizar actividades extra laborales

Un último consejo para mantener la motivación laboral, es realizar actividades independientes al trabajo. Hacer deportes, ir a talleres que te gusten, salir con amigos, tocar música o destinar tiempo para ir al parque a jugar con tus hijos, hará que te despejes y puedas volver al día siguiente con las mismas ganas a enfrentarte a nuevos desafíos y logros. Además, esto es un gran incentivo para mantener una excelente calidad de vida.

La motivación es clave para tener éxito en el trabajo, sentirte pleno y tener una buena vida. Con estos consejos puedes lograr alcanzar tus metas laborales, pero también sentirte feliz y realizado con lo que aportas durante el día a día. Esto mejorará considerablemente tus ganas de trabajar y tu mundo personal, aspectos que sin duda terminarán ayudándote a realizar una mejor administración de finanzas personales.

Abre una cuenta digital
Descubre la solución que tenemos para ti