Información

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información.

Más información
¿Cómo organizar una cena romántica en casa?

¿Cómo organizar una cena romántica en casa?

Se acerca el día de San Valentín, una fecha que celebra el amor y la oportunidad ideal para demostrar tus sentimientos con flores, un regalo o una cena romántica. Según una encuesta realizada por la plataforma Picodi, el 86% de los mexicanos aprovecha la ocasión para demostrar afecto a su pareja, siendo el plan preferido ir a cenar en un restaurante, por encima de viajar e ir al cine. 

Sin embargo, gastar tanto dinero en salir a comer puede suponer un problema importante para tus finanzas personales. Es por ello que debes pensar en alternativas económicas pero significativas como, por ejemplo, una cena romántica en casa. En esta nota aprenderás cómo hacerla paso a paso:

  1. Elige el lugar ideal. Sin importar si se trata de tu casa o la suya, es importante que decidas el lugar perfecto. Piensa más allá del comedor, en espacios como el jardín, la terraza e incluso, frente a la chimenea o sobre una alfombra, ¡Las posibilidades son muchas! La idea es que encuentres un espacio que combine con el ambiente que desees crear, y del resto te encargarás en los siguientes pasos.
  2. La decoración. El lugar donde sirvas los alimentos será el centro de atención. Emplea platos, copas y cubiertos; si tienes una vajilla especial, es el momento de usarla. Adorna con servilletas, velas, flores e incluso bombones. Emplea elementos que tengas en casa para contribuir a la decoración, como, por ejemplo, cojines si te inclinas por una velada íntima sobre la alfombra. Incluso puedes usar luces de Navidad para iluminar el ambiente de forma tenue, pétalos de flores, globos y recortes en forma de corazón realizados en papel reciclado. ¡Todo cuenta!
  3. Crea una buena atmósfera. Recuerda que se trata de una cena romántica en casa, por lo que debes dejar la tecnología como el televisor y celulares a un lado. Puedes amenizar la velada con música suave e impregnar el ambiente con aceites esenciales, ambientadores suaves o velas aromáticas. Si tienes niños, asegúrate con antelación de contar con alguien que los cuide, y tomate el tiempo de vestirte y arreglarte para la ocasión, esto demostrará la importancia que esta instancia tiene para ti.
  4. El menú. Para la comida, es mejor que evites realizar experimentos y elijas platillos que puedas preparar y que sepas que le van a gustar a tu pareja. Y como se trata de gastar poco, antes de hacer la lista de compras mira lo que ya tienes en casa y puedas emplear en la preparación. Elige platillos económicos, pero deliciosos, recuerda que lo más importante es que sean hechos por ti.
  5. La lista de compras. Prepara tu lista de compras con antelación, incluyendo los productos que no tengas en casa y te hagan falta, y sobre todo: síguela al pie de la letra. Esto no solo te ayudará a guiarte, sino que impedirá que te salgas del presupuesto. También es recomendable que elijas mercados locales, donde las frutas o vegetales no solo serán más frescos, sino más económicos. 

Una cena romántica en casa no tiene nada que envidiarle a salir a comer en un restaurante lujoso, y tu pareja va a apreciar mucho el esfuerzo realizado sin importar cuánto dinero hayas gastado. Ya lo sabes, el secreto está en una buena planificación y detalles que marquen la diferencia.