Información

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información.

Más información
Padre e hijo compartiendo en el parque

¿Cómo aprender a ahorrar e invertir?

Introduce a tus hijos al mundo del ahorro y la inversión y construye junto con ellos un patrimonio financiero. Conoce qué se necesita para crear fondos de inversión para niños.

Aprender a ahorrar e invertir es un conocimiento clave que acompañará y respaldará a tus hijos a lo largo de sus vidas. Por ello, acercarlos a estos conceptos desde pequeños los ayudará a familiarizarse con ellos y aprender a sacarles provecho. 

Una excelente manera de enseñarle a tus hijos sobre finanzas es a través de la práctica. Es decir, utilizando juegos y ejemplos sobre ahorro e inversión que les ayuden a comprender mientras pasan un buen rato. 

Fomentar la cultura del ahorro es un gran paso en su incursión a las finanzas personales. Sin embargo, cuando el dinero guardado comienza a crecer surge una pregunta: ¿Dónde invertir mis ahorros? Tal vez es momento de hablar sobre los fondos de inversión.

Qué es un fondo de inversión y cómo empezar a invertir con poco dinero

Los fondos de inversión son un instrumento para hacer crecer tus ahorros. Es decir, son planes diseñados para adquirir instrumentos financieros que traerán rendimientos variables. Serán administrados por una operadora de fondos de inversión que seleccionará un conjunto de valores (como títulos, bonos y acciones) con el propósito de generar rendimientos.

Es posible abrir un fondo de inversión y colocar como beneficiario total al menor de edad. Si estás pensando en abrir un fondo de inversión para niños, toma en cuenta los siguientes elementos:

Revisa la inversión mínima para contratar el fondo. Algunos te permiten contratar con mil pesos y otros requieren más dinero. 

Elige el que más se acomode a sus intereses. Cada persona tiene distintas metas y planes de inversión. Como consecuencia, hay productos distintos para adaptarse a diversas necesidades. Realicen comparaciones y seleccionen el más cercano a sus expectativas.

Selecciona una entidad que te genere confianza. La operadora de fondos de inversión se encargará de administrar tu dinero tratando de reducir las pérdidas y buscar rendimientos por encima del promedio. Decisiones relacionadas con qué títulos comprar y cuándo venderlos estarán en sus manos.

A través de los fondos de inversión tus hijos podrán hacer crecer sus ahorros y conocer más acerca del mundo de las finanzas. Disfruten juntos el proceso de construir un patrimonio financiero y quédate con la tranquilidad de que les estás haciendo un regalo para toda la vida ¿Tus hijos ya son mayores de edad? Apóyalos para conseguir su primera tarjeta de crédito.