Información

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información.

Más información
Cocina con niños y enséñales cómo hacer una lista de compras

Cocina con niños y enséñales cómo hacer una lista de compras

Las experiencias más significativas sobre educación financiera son aquellas que los niños experimentan en primera persona. La idea es que puedan divertirse mientras aprenden, por eso, inclúyelos en actividades cotidianas relacionadas con dinero y ahorro.

Aprender sobre dinero en la cocina

Cocinar juntos es, sin duda, una de las mejores actividades de aprendizaje para niños sobre dinero y ahorro. 

Estudios confirman que a los cuatro años, tu hijo puede vincular su conocimiento matemático con el dinero, por lo tanto, puedes hacer una lista de compras con él e ir al super o al mercado para conseguir los elementos necesarios para hacer, por ejemplo, unas ricas galletas. El nivel de involucramiento dependerá de la edad de los niños, así que toma nota de estos consejos que te ayudarán en su educación financiera.

6 consejos para aprender sobre dinero y ahorro mediante la cocina

Planificar una actividad culinaria juntos a tus hijos puede ser un gran panorama familiar. Decidir hacer un pastel o galletas de chocolate, sin duda llamará la atención de los pequeños y podrás involucrarlos en tareas relacionadas con el dinero y el ahorro.  

  1. Decide en familia qué cocinar. Dales a tus hijos dos opciones deliciosas para cocinar y voten cuál es la que realizarán. Preparar comida es algo que los niños suelen encontrar divertido, por lo que podrás aprovechar el momento para enseñarles sobre cantidades, tipos de alimentos que utilizarán y un estimado del dinero que tendrán que gastar.
  2. Haz una lista de compras. Muéstrales a tus hijos la receta de lo que decidieron cocinar para que tengan claridad de las cosas que necesitarán. Si es que ya saben escribir, puedes aprovechar para dictarles los ingredientes y si son más pequeños, motívalos a dibujar las cosas que utilizarán para la preparación. Hacer una lista de compras les enseña orden y disciplina para conseguir solo lo que es necesario.
  3. Crea un presupuesto. Si tus hijos ya tienen la capacidad de aprender cifras, reconocer montos y sumar, puedes indicarles cuánto es el presupuesto que tienen para las compras. De esta manera, todos los productos que añadieron a la lista deben ajustarse a ese monto. Este es un paso importante, ya que aprovechas para enseñarles indirectamente sobre el valor del dinero, ajustándote exclusivamente a los ingredientes de la receta y no comprando otras cosas.
  4. Deja que tu hijo llene el carrito del súper. Al dejar que los niños llenen el carrito, les estás asignando responsabilidades importantes. Deberán escoger cada artículo de la lista, ir pendientes del dinero que disponen y una vez que tienen todo lo necesario, pagarle al cajero y llevar a casa todo lo que anotaron previamente.
  5. Visiten un mercado. Llevar a tus hijos a un mercado puede resultar muy divertido para todos, ya que conseguirán una gran variedad de puestos con alimentos frescos y a distintos precios. Es una excelente instancia para enseñarles a escoger lo más conveniente y así ahorrar.
  6. Cocinen juntos. Cuando ya tengan lo necesario para la receta, involucra a los niños en todos los procesos de la preparación. Separen los ingredientes y si se dan cuenta de que les sobrará algo, guárdenlo para ocuparlo después. Así les estarás enseñando a ahorrar pensando en el futuro.

Sin duda que cocinar es una de las actividades de aprendizaje para niños más divertida y didáctica. Enseñarles los pasos previos a la preparación de los alimentos como por ejemplo, hacer una lista, elaborar un presupuesto y comprar los productos, es una excelente manera para introducirlos en conceptos sencillos sobre dinero y ahorro.