Información

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información.

Más información
¿Qué debes revisar en un contrato de seguro de vida?

¿Qué debes revisar en un contrato de seguro de vida?

Descubre qué debes revisar en un contrato de seguro de vida para tomar la mejor decisión de acuerdo con tus necesidades.

Un seguro es la forma en que a través de una empresa aseguradora puedes tener tranquilidad al transferir el riesgo de algún imprevisto que te pueda afectar a ti o a tu familia. Todo esto queda reflejado en un contrato en el que ambas partes se comprometen. Por un lado la compañía pacta indemnizar al contratante si llegaran a suceder hechos que atenten contra la vida, la salud, o la propiedad. Por otro lado, el asegurado pagará una mensualidad por la póliza del seguro que es contratado.

Tus obligaciones como asegurado se limitan al suministro fidedigno de información para la formulación del valor de la prima del seguro, el pago de las cuotas en virtud del contrato y la notificación oportuna al asegurador en caso de siniestro.

Las obligaciones de la empresa que te asegura incluyen el brindarte información completa sobre las condiciones del seguro antes de contratarlo, el suministro de copias de documentos que reflejen los términos de la póliza y la compensación plena y oportuna de la cobertura que contratas.

¿Cuáles son los elementos de un contrato de póliza de seguro de vida?

  • La póliza. Es el documento principal que regula las responsabilidades y obligaciones de cada una de las partes; en este documento se establece todos los compromisos adquiridos, siguiendo las normas dictadas por la ley y los organismos oficiales.
  • El contratante. Se trata de la información y datos personales de la persona física o moral que contrata el seguro.
  • El beneficiario. Es la persona que recibirá la indemnización en caso de que ocurra el siniestro previsto en la póliza. En algunos casos el beneficiario también puede ser el contratante y asegurado.
  • El asegurador. Es la empresa que ofrece el contrato de seguro de vida y es responsable de la adjudicación del mismo; está obligada a pagar la indemnización prevista en caso de ser necesario.
  • La prima. Es el monto por el cual el asegurado contrató la póliza de seguro.
  • La cobertura. Es el valor que garantiza el asegurador en el caso de un evento de siniestro que se encuentre previsto en las condiciones del contrato.
  • El período de validez. Representa el tiempo de cobertura del seguro, debe examinarse, considerarse y tenerse presente pues depende del tiempo de validez, el que se realice un eventual pago de la prima. 

Antes de contratar un seguro de vida, debes considerar cuidadosamente cualquier situación contractual, algunas cláusulas pueden ser decisivas para determinar el valor de la prima del seguro y el alcance de la cobertura. 

Además, sin olvidar que son servicios, los seguros pueden incluir algunos accesorios extras que aumentan el valor de las mensualidades, pero ofrecen extensiones de servicios que pueden ser de mucha ayuda en el momento de tener que pedir una indemnización.

Finalmente, antes de ir a firmar el contrato de seguro de vida, aquí hay algunos consejos que puedes considerar:

  • Compara de forma apropiada. Cuando obtengas cotizaciones de precios de seguros de vida, asegúrate de comparar entre productos similares. Dependiendo de tus necesidades de cobertura, es importante tener en cuenta todos los ángulos, no solo la prima mensual, puesto que puedes perder de vista lo que es más importante de acuerdo con tus necesidades.
  • Comprende la protección del seguro de vida. Tu objetivo principal para contratar una póliza de seguro de vida debe de proteger financieramente a tus beneficiarios en caso de fallecimiento. Por lo mismo, es muy importante que puedas revisar todos los detalles incluidos en la cobertura, tanto para ti como para tu familia
  • Mejora tu cobertura con los extras de la póliza. Cuando selecciones una póliza, pregunta sobre los tipos de cláusulas adicionales o servicios extras que pueden estar disponibles al momento de la contratación. Las cláusulas adicionales son formas en las que puedes personalizar tu póliza para satisfacer de mejor manera tus necesidades de acuerdo con tu presupuesto.

Tu póliza de seguro de vida está destinada a proteger financieramente a las personas que quieres en caso de que no estés. Contratar un producto financiero de este tipo es una inversión importante y es necesario que puedas informarte. 

Existen muchas compañías de seguros y una amplia variedad de coberturas. Si estás evaluando un contrato de seguro de vida, considera todas tus opciones antes de decidirte por uno.